Soy Anahi Rayas, de México, de la Ciudad de México o como los conocen aquí el D.F.

Vine hacer mi voluntariado Europeo aquí en la organización Cazalla Intercultural, en Lorca Murcia, de 6 meses con el proyecto Simpson, que trata sobre la sensibilización en relación con la discriminación, derechos humanos, inmigración y la igualdad de oportunidades, realizando actividades de ocio e integración en el centro de formación e integración juvenil M13. Estas actividades y proyecto están pensados para los jóvenes de diferentes países que viven en esta región y los jóvenes de España.

Dentro de mi proyecto he estado conviviendo con los jóvenes marroquíes, trabajar con ellos ha sido muy gratificante, ya que tienen una energía de lo mejor, que la transmiten a todo el mundo, cada día sorprenden con algo nuevo, como cultura, música, comida, risas, todo lo que ofrecen ellos en verdad es de lo mejor, todo lo que ofrecen es lo mejor.

Cuando llegue aquí, al día siguiente, fuimos a la primera actividad, fuera del centro, con los jóvenes, que fue ir al encendido del árbol que pusieron en la plaza España, donde vimos como bailaban los actores y un concierto que ofrecieron ahí, nos divertimos y pasamos una buena noche y regresamos al centro a concluir con la actividad.

Conforme pasaron los días, empecé a ver las actividades y como se trabajaba en el centro con los jóvenes, los iba conociendo más y veía como mis compañeros realizaban sus talleres y como podía participar también con ellos y con las actividades, me incluyeron en el taller de español, y fue muy divertido al principio dando las clases, aunque los idiomas son parecidos hay palabras que son muy diferentes y se me complicaba un poco por como poder decir las cosas y ellos me entendieran.

De ahí estuve ayudando a mis compañeros a realizar sus talleres para ver cómo podía hacer los míos y como los chicos trabajaban en ese aspecto y poder llevarlo todo acabo y bien, dentro de los talleres que yo realice fueron de filigrana que es una técnica con papel y hacer figuras con ellos, cocina mexicana, donde realizamos sopes (tortilla de maíz con frijoles) quesadillas de tinga de pollo (tortilla de maíz doblada con pollo y cebolla y se fríe), lámparas de lana, que es envolver con lana y cola a un globo y cuando este seco se puede colgar en un foco de techo, ensaladas entre otros más, como actividades al aire libre.

También realizamos más actividades fuera del centro juvenil como fue ir al castillo de Lorca, donde con todos subimos hasta llegar allí y mientras lo hacíamos iban los chicos jugando y tomando fotos y estando en el castillo se les dio la oportunidad que fueran a los jardines a pasar un par de horas para que estuvieran relajados. Otra de las actividades fue ir al monte calvario que es una pequeña representación de Jerusalén, pero es uno de los miradores más bellos de Lorca y lo que se quería era que los jóvenes vieran su ciudad y pasaran una buena tarde allí y se logró el objetivo, con juegos que se realizaron y con lo que más les encanta que es tomarse fotos.

Dentro de otras actividades que realice fue realizar talleres de ocio en el instituto Bartolomé Pérez Casa, donde estuvimos con jóvenes marroquíes y españoles de edad entre los 12 a 17 años, donde realizábamos, actividades de manualidades y deporte, esto lo realizábamos los martes y jueves de 4 a 6 de la tarde y pasábamos un buen momento con ellos, con risas y ellos mismos se acercaban con nosotros a platicar (charlar).

No puedo dejar a un lado a los pequeñines con los que se realizaban cuenta cuentos los días viernes, toda la mañana, se les contaba un cuento o se les enseñaba algo referente a lo que estuvieran aprendiendo, en inglés y español y se hacía una actividad y un juego donde ellos se divertían mucho, niños sin filtros e inocentes a la ves y muy dulces.

Parte de este gran voluntariado fue, el echo de convivir diario con personas de diferentes países, tanto trabajando como viviendo con ellos, personas muy agradables, amables y trabajadoras, que día a día me fueron enseñando a realizar diversas cosas que yo no sabía cómo es dentro de la tecnología, como utilizar diferentes herramientas para poder crear eventos, carteles, credenciales, entre otras cosas, como es un poco de su idioma, su cultura, gastronomía, música, educación muchas cosas de su país ya que cada uno es diferente pero en algunas cosas llegan hacer un poco iguales.

Diana Vaidahazan Cazalla Intercultural

El hecho de vivir con personas muy diferentes a ti, te ayuda mucho a crecer como persona, vas valiéndote por sí misma, aprendes a desarrollar más habilidades y afinas las que ya tenías, te conoces y valoras más las cosas a las que estabas acostumbrada, en esto incluyo también la parte de las actividades del voluntariado ya que es la parte más importante, donde descubres quien eres y en que te gusta trabajar más si realizando talleres, algo administrativo, o facilitando cosas dentro del entorno social en el que estas, en verdad a mí me ayudo a descubrirme, para desarrollar más habilidades y cualidades como persona y como profesional.

Agradezco la oportunidad que me han dado de participar en este proyecto y ser parte de un erasmus, gracias a mi asociación de envió AMVIAC por considerarme y mandarme y a Cazalla Intercultural por confiar en mí y darme esta oportunidad de estar dando talleres, compartiendo momentos con las actividades que se realizaban aquí.